Personal

Lo que realmente importa.

En medio de los afanes diarios; entre el trabajo, el estudio, las obligaciones y responsabilidades que asumimos los adultos, será que nos hemos tomado el tiempo necesario para preguntarnos si por seguirle el ritmo a la vida ¿hemos dejado de un lado lo realmente importante?. Ahora, ¿Sabemos lo que realmente importa en la vida?.
El mundo en el que transcurre nuestra vida es de una velocidad impresionante, de un momento a otro todo cambia; corren los años, crecemos y de repente ya estamos pagando los servicios públicos y trabajando por sobrevivir en esta montaña rusa que es la vida. Yo sé que es maravilloso sentir que vamos poco a poco cumpliendo sueños, que por fin somos independientes, que nos hacemos responsables y maduros y que disfrutamos de todo aquello que un día quisimos tener y que nos parecía lejano. Sin embargo, me pregunto ¿en qué momento nos hemos desconcentrado y hemos abandonado cosas importantes por seguir resolviendo lo urgente?

Yo recuerdo que de niña soñaba con casarme a los 20. ¿Se imaginan? ¡Dios mío! menos mal era una niña. La realidad es que a los 20 si acaso estaba empezando la universidad y ni siquiera había caído en cuenta en lo que me había metido, tenía un montón de cosas por explorar antes de empezar una vida de pareja (lo cual es una completa aventura).

Han pasado muchos años y hoy disfruto con mucho amor mi profesión, pero con nostalgia miro a esa niña ingenua, llena de curiosidad, con todo un mundo por descubrir, inteligente, astuta, con mucho por dar y con mucha energía para trabajar, porque eso me enseñaron mis padres. Y aún así, en algún momento he abandonado muchos sueños por pensar simplemente en resolver lo urgente de la vida. ¿Por qué?, porque no sabía muy bien lo que realmente importaba.

Hoy estoy decidida a gozarme cada cosa que vivo el tiempo que dure, un viaje, un trabajo, un lugar; ya no tengo tanto afán por cumplir ideales. A veces me he preocupado mucho por pensar que me está cogiendo la tarde para hacer ciertas cosas que quisieron influirme desde niña. ¡Qué va! Creo que, lo realmente importante es disfrutar las cosas que hacemos cada día, conectarnos con nuestro propósito, seguir nuestra intuición y nuestros verdaderos deseos olvidando todo aquello que otros nos dijeron un día que debíamos ser o hacer; hay que permitirnos disfrutar de la compañía de otros, compartir con esas personas con las que nos sentimos libres de ser quienes en esencia somos. Basta de esforzarse por encajar, lo realmente importante es quiénes somos y defender nuestros anhelos, eso que de verdad nos hace tan felices.

Lo que realmente importa para cada ser humano depende de sus ideales, su estilo de vida y de sus intereses personales; lo que realmente importa no tiene nada que ver con preceptos culturales ni religiosos, ni con el proyecto de vida que otros quieren imponernos desde pequeños. Haz el trabajo de pensar en lo que te hace vibrar el corazón, eso es lo que realmente importa.

Gracias por leer y compartir.
Si deseas puedes compartir en los comentarios lo que es realmente importante para ti… 😉

💜

Curiosamente,

Jineth Ceballos.

A veces podemos pasarnos años sin vivir en absoluto, y de pronto toda nuestra vida se concentra en un solo instante – Oscar Wilde

4 comentarios en “Lo que realmente importa.”

  1. Lo realmente importante en la vida no tiene precio. Siempre deja huella y jamás genera remordimiento. Pero queda la foto del recuerdo de ese momento. Muy lindo post. Dios te bendiga siempre

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s